Skip to content
2 min read

Desarrolle el hábito de recibir a sus nuevos colaboradores con una sonrisa.

Featured Image

Acciones que los gerentes pueden implementar para asegurarse de aprovechar al máximo los nuevos empleados. 

Tener una estrategia clara para acoger a los talentos recién llegados, permite que los empleados encuentren motivación y productividad en su nuevo trabajo.

Para nadie es un secreto que llegar a un nuevo cargo, en donde no se conoce a nadie, adaptarse a un ritmo de trabajo diferente y conocer un estilo de liderazgo distinto, no es tan fácil. Es importante que se comprendan los beneficios que tiene el hacer de este recibimiento una experiencia acogedora.

TiempoExacto le sugiere que cuente con un plan de inducción guiado: lo que incluye las siguientes recomendaciones:

  • Es valioso que se comunique con el nuevo colaborador antes de su fecha de inicio, con el fin de asegurarse de que esté preparado y se sienta cómodo antes de su primer día de trabajo. El encargado de recursos humanos puede enviar información preliminar que le permita llegar con un poco más de confianza.

  • Informar a la totalidad del equipo de la llegada del nuevo colaborador.

  • Dejar claros los indicadores de gestión a medir (KPI’s de sus roles).

  • Tener a la mano las herramientas de trabajo que se entregarán, empezando por su sitio de trabajo y demás, tales como el celular, computador, escritorio, uniforme (si aplica) o todas las que se requieran para un correcto desempeño de su cargo.

  • Realizar entre jefes y colaboradores una reunión de entrada para transmitir las expectativas de la empresa con su nuevo rol, escucharlo y hacerle saber que puede participar y tener iniciativa de compartir nuevas ideas, preguntar en qué área le gustaría desempeñarse y en qué siente que tiene mayor fortaleza, lo que también le permitirá al empleador evaluar la motivación.

Ciertas compañías consideran que la mejor forma de guiar “al nuevo” es que este sea apadrinado por otro compañero, en quien se tenga la confianza y cuente con el suficiente conocimiento, así tanto superiores como compañeros, podrán realizar un seguimiento efectivo de la inducción.

Es fundamental que, al llegar el nuevo colaborador, se le dé a conocer el ADN, la cultura y políticas de la empresa, y preferiblemente entregarle un manual de funciones que le explique claramente el rol que va a asumir, y al cual pueda acudir siempre que lo considere necesario.

La inducción del empleado debe ir más allá del primer día o la primera semana, por eso recomendamos hacer un seguimiento periódico, por lo menos hasta que este cumpla 6 meses dentro de la compañía.

Un exitoso proceso de onboarding no solo dejará clara la responsabilidad laboral, sino que también promoverá la participación de los colaboradores a largo plazo y a su vez la productividad final.

Con TiempoExacto podrá llevar toda la información del nuevo colaborador en la nube, generar alertas para cuando termine su periodo de prueba y estar al día en sus pagos minimizando errores. Regístrese ahora para empezar a usar nuestra plataforma.